Santo Domingo, República Dominicana. – El candidato presidencial Luis Abinader y su esposa Raquel Arbaje fueron liberados después de una segunda prueba de PCR realizada el viernes, según sus médicos, según sus médicos, diciendo que se habían recuperado de la infección por COVID-19. Presione esta tarde.

La declaración sobre la firma del doctor Victor Atallah, cardiólogo y su médico de familia; Miguel Núñez, un infectólogo, y José Miguel Stefan, neumólogo y médico de cuidados intensivos, indican que decidieron aproximadamente 14 días después debido a la falta de síntomas y resultados de las pruebas de anticuerpos que mostraron signos de una respuesta inmune que sugiere protección (IgG) Realice la aparición de síntomas por PCR para documentar la eliminación y recuperación del virus utilizando el protocolo de 2 pruebas de PCR negativas consecutivas ”.

La primera de las pruebas mostró «No detectado» el 22 de junio (recibido el 23 de junio) y la segunda el 24 de junio de 2020 (recibida el 25 de junio), completó el protocolo y diagnosticó «recuperado» para ambos con el Implicaciones y libertades que implica.

«Aunque los pacientes sienten casi todas sus habilidades y espíritu, recomendamos que se comprometan gradualmente con sus actividades para lograr la tolerancia», dijo la declaración publicada esta tarde.

Aquí está el texto completo del informe:

El lunes por la tarde, 8 de junio de 2020, fuimos llamados a consultar a Luis Rodolfo Abinader Corona y Raquel Arbaje de Abinader como médicos generales de la familia Abinader Arbaje.

Luis Abinader tuvo síntomas leves, como fiebre, tos y síntomas de garganta sugestivos de virosis entre los diagnósticos a excluir. Además del virus de la influenza común, también se debe considerar el diagnóstico de COVID-19. También su esposa Raquel Arbaje, que tenía síntomas de fiebre, dolores musculares y tos desde el sábado 6 de junio. Por eso consultó al Dr. Evangelina Soler, una neumóloga que ordenó una prueba COVID-19 el mismo día el lunes por la mañana y estaba esperando los resultados.

En la tarde de este lunes 8 de junio, recomendamos el aislamiento a Raquel para monitorear y coordinar las pruebas de laboratorio relevantes para el diagnóstico sospechado, incluido un panel respiratorio para los virus de la influenza estacional, y para la prueba de PCR para COVID 19 esperando.
El martes por la tarde, 9 de junio, el resultado de la prueba de Raquel llegó con el diagnóstico «Detectado» (ver documento adjunto). Luis compartió esa noche que recomendamos que realicemos las pruebas de PCR lo antes posible, lo cual hicimos el miércoles 10 de junio por la mañana. Personalmente tomé esta prueba para tratar de obtener resultados el mismo día, usando uno de los laboratorios certificados por el Departamento de Salud para tales fines, el laboratorio Patria Rivas, y diagnosticando «positivo» el mismo día ( ver documento adjunto) horas informadas por la tarde, justo antes de la noche. Al mismo tiempo, se realizaron análisis de sangre, lo que nos permitió conocer las condiciones generales e identificar los perfiles de riesgo.

Debido al hecho de que, según las estadísticas establecidas, los pacientes tenían un perfil de bajo riesgo y la observación de que sus condiciones de salud eran estables desde un punto de vista hemodinámico y de oxígeno, decidimos formar un equipo médico dirigido por mí como médico general. Miguel Nuñez, Infectólogo y Dr. José Miguel Stefan, neumólogo de cuidados intensivos y director del servicio de neumología y la unidad de cuidados intensivos multipropósito CEDIMAT. Esa misma noche, miércoles 10 de junio, unas horas después de que descubrió el resultado, Luis Abinader informó a la población de su diagnóstico a través de un mensaje en sus redes sociales.

Le recordamos que los laboratorios donde se realizaron las pruebas son responsables, de acuerdo con las reglamentaciones oficiales, de la información estadística de las autoridades de cada paciente Covid-19 positivo y de controlar la pandemia.

Ambos pacientes tenían síntomas leves que podían tratarse en casa con aislamiento y seguimiento médico cercano. Realizamos electrocardiogramas el primer día y configuramos la capacidad de monitoreo mediante oximetría, monitoreo personal y telemedicina.

Coordinamos la tomografía de mama para ambas pacientes el 11 de julio, día festivo, Corpus Christi en CRESA, y bajo protocolo realizamos a las pacientes para realizar los estudios. Ambos estudios proporcionaron datos sobre infiltrados pulmonares COVID-19 leves típicos. por tomografía (ver copia de los documentos).

El protocolo de tratamiento se preparó de acuerdo con las condiciones para ambos, con base en los resultados de análisis y estudios, con observación cercana en el hogar, ya que ninguno de ellos mostró un empeoramiento del tracto respiratorio y mantuvo un nivel de oxígeno adecuado en todo momento.

Los miembros del equipo médico de Clínica Unión Medica en Santiago, que recomendaron mantener las mismas recomendaciones de tratamiento, fueron invitados a participar con el equipo de médicos de familia.

Repetimos la tomografía el 14 de junio, que no mostró cambios en los infiltrados pulmonares. Los primeros 5 días fueron bastante sintomáticos de fiebre, tos y fatiga, pero siempre mantuvieron la estabilidad hemodinámica y los niveles normales de oxígeno sin la necesidad de oxígeno adicional.

Hubo una reacción con una mejora gradual de los síntomas y todos los parámetros con la desaparición de la mayoría de los síntomas tanto en el día 17 como con un desarrollo satisfactorio.

En ausencia de síntomas y resultados de las pruebas de anticuerpos que mostraron signos de una respuesta inmune que sugiere protección (IgG), decidimos realizar pruebas de PCR aproximadamente 14 días después de que los síntomas parecieran documentar la eliminación y recuperación viral usando el 2 Las sucesivas pruebas de PCR negativas, en las que la primera el 22 de junio (recibida el 23 de junio) y la segunda el 24 de junio de 2020 (recibida el 25 de junio) no fueron reconocidas, el protocolo se completó y el diagnóstico fue realizado por ha sido «restaurado» para ambos, con las implicaciones y libertades que implica.

Aunque los pacientes sienten casi todas sus habilidades y espíritu, recomendamos una participación gradual en sus actividades para lograr la tolerancia.

Fuente: listin.com.do



Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here