[ad_1]

Publicado por Escritura externa | El cibao El | Martes 4 de agosto de 2020

El presidente Danilo Medina abrió 19 escuelas educativas en ocho provincias de la región norte con una inversión de 1,005 millones de pesos y 71,2 millones en dos habitaciones para niños.

La entrega de las nuevas salas permite la adición de 312 aulas en las que se pueden alojar 9.625 estudiantes al comienzo del año escolar.

Desde la Escuela de Padres Joaquín Soler en el sector Los Ciruelitos en la parte norte del municipio principal de Santiago de los Caballeros, el Presidente suministró tres centros en la Iglesia Tamboril, La Canela y La Zanja de Sabana en Santiago.

Las otras instituciones educativas se encuentran dispersas en las provincias de Espaillat, Duarte, Monseñor Nouel, Sánchez Ramírez, Montecristi, Valverde y Puerto Plata.

El ministro de Educación, Antonio Peña Mirabal, informó que Getsemaní se inauguró oficialmente en la provincia de Duarte, el principal centro de San Felipe Arriba en Pimental y en San Francisco de Macorís.

En Espaillat suministraron la escuela primaria Salomé Ureña y la escuela primaria Juan Pablo Duarte, ambas en el municipio de Gaspar Hernández, mientras que la escuela primaria El Chuco en el municipio de El Factor se inauguró en María Trinidad Sánchez.

En Monseñor Nouel, el Ministerio de Educación suministró el centro principal, Silvestre Mejía Álvarez, en el municipio de Los Quemados en Bonao, y el centro principal, Ranchadero de Guayubín, en Montecristi.

Durante su estadía en Sosúa abrieron el centro de secundaria, la maestra Lidia Martínez; en Los Hidalgos el campus Francisco Rojas Zapata; Los maestros Eulogio Rosario y Sixto Cruz enseñan en Luperón.

Durante su estadía en Sánchez Ramírez suministraron el centro educativo Luis Manuel Casals en Santiago Rodríguez, las escuelas secundarias en Los Jobos y en Valverde, la escuela primaria en el Padre César Santos y el politécnico Sagrado Corazón de Jesús.



[ad_2]

Artículo anteriorEl hombre más inteligente en el negocio del cine: fecha límite
Artículo siguienteEconomía del coronavirus: «Estoy buscando todo lo que puedo conseguir».